Amor eterno

Esta joven era muy feliz. Cantaba, bailaba y a todos sonreía. Creía en los peces de colores, soñaba con maripositas , todo era color rosa, hasta aquel día. 
Saben ella conoció un joven, más o menos de su edad. Jovial y dulce como el azúcar. Comenzaron una amistad. La amistad se tornó en romance. Sus padres muy felices, pues su hija había encontrado un buen hombre. 

Con el tiempo llegó la proposición esperada. Aceptada la misma, comienzan los planes para aquel, tan esperado día. 
Llegado el día, el local de la celebración parecía sacado de una revista. La decoración hacia el lugar parecer un castillo. Los invitados miraban asombrados sus alrededores. Parecían estar en el cielo. 

Llegado el momento, llega la novia. El dulce novio, siempre estuvo a tiempo, hasta aquel día. No llego, se había marchado al cielo. 

Desde aquel día, ella aún lo ama. 

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s